Capability Maturity Model Integration

 

El Capability Maturity Model Integration (CMMI) inicialmente fue utilizado para evaluar los procesos de software más críticos y con el tiempo el modelo maduró en una serie de reglas y buenas prácticas para la puesta en marcha de procesos de mejora continua en desarrollo, mantenimiento y operación de sistemas de software.

Dentro de las principales funciones de la DTI se encuentra el desarrollo de sistemas, con la implementación de estas prácticas, se asegura la identificación de las necesidades de los usuarios, además de planificar y ejecutar las mejores prácticas que garantizan un software de buena calidad en los servicios de desarrollo que ofrece la DTI.

La Dirección de Tecnologías de Información comenzó la implementación de las mejores prácticas de CMMI en agosto de 2008. Después de un esfuerzo de 2 años de capacitación, análisis, entendimiento y definición de procesos, dio inicio el pilotaje de proyectos con dichas prácticas, durante 3 años se estuvo trabajando con los proceso, y en este periodo se fueron ajustando y optimizando hasta lograr la certificación CMMI para desarrollo nivel 3 en diciembre de 2013, convirtiéndose en la primera universidad mexicana con tal distinción.

 

Casa certificadora: SEI